Alrededores de Praga: Tábor

Tábor es una preciosa localidad situada a 90 km al sur de Praga. La ciudad cuenta con un pasado lleno de acontecimientos relacionados con las guerras husitas del siglo XV, de hecho, fue fundada como un bastión de Jan Zizka, líder del ejército de los husitas en 1420.

Panorámica de Tábor

Panorámica de Tábor

Merece la pena pasar un día entre sus estrechas calles empedradas bordeadas de casas coloridas decoradas con una mezcla de estilos gótico, renacentista, barroco y otros elementos. Es recomendable comenzar en la pintoresca plaza de Jan Zizka, donde se encuentra el centro de información, y luego elegir cualquiera de las calles que conducen desde la plaza hacia el resto de direcciones.

Entre las principales atracciones que se pueden disfrutar en Tábor destacan el Museo Husita (http://www.husitskemuzeum.cz/), que se encuentra en el interior del Ayuntamiento en Plaza de Jan Zizka, la Torre Kotnov, que es el resto más significativo del Castillo Kotnov del siglo XIII y los pasajes subterráneos.

Interior de Tábor

Interior de Tábor

Éstos últimos fueron utilizados para el almacenamiento de alimentos y cerveza, y como refugio en tiempos de peligro. Una parte de los 800 metros (0,5 millas) del largo laberinto está abierto al público y se puede acceder desde el Museo de los Husitas.


Cómo llegar desde Praga hasta Tábor:
  • en coche: hay que coger la E55 hacia Tábor / Ceske Budejovice.
  • en autobús: hay una línea que conecta las dos ciudades a diario. En Praga, el autobús sale de y llega a la estación de autobuses Florenc o Roztyly, y en Tábor, la estación se encuentra a 15 minutos andando del casco antiguo. El viaje dura sobre 1.5h
  • en tren: hay bastantes trenes que conectan Praga (Estación Principal o la estación de Vršovice) y Tábor. La estación de tren de Tábor se encuentra a 15 minutos andando del casco antiguo. El viaje dura sobre 1.5h

Alrededores de Praga: Castillo de Zleby

A 90km al este de Praga vais a encontraros con el pueblo de Zleby, donde hallaréis un majestuoso y romántico castillo en lo alto de una colina. Justo a su lado hay un riachuelo que pasa justo a su lado, y que completa la imagen perfecta de los cuentos de hadas.

Castillo de Zleby

Castillo de Zleby

Si visitáis el castillo, descubriréis en su interior que destaca especialmente una gran colección de armas medievales dispersas un poco por todos los salones, incluyendo un caballero con armadura montado en su caballo.

Castillo de Zleby

Castillo de Zleby

También hay una importante biblioteca con 10 mil volúmenes y seis mil estampas, y como todo castillo medieval que se precie de tal, no falta una preciosa capilla neogótica, con grandes ventanas de vitrales por donde se cuela la luz.

Una escalera de caracol permite subir a lo alto de la Gran Torre, cuya función nunca fue defensiva sino meramente decorativa, donde hay más salones y dormitorios. Abierta actualmente al público, permite admirar el paisaje circundante, una extensa zona boscosa de 120 hectáreas, que constituye el coto de Zleby.

Encontraréis más información en su página oficial: www.zamek-zleby.cz

Castillo de Kokorin

Situado a unos 40 km al noroeste de Praga, vais a encontrar este pequeño pero encantador castillo de Kokorin, cuya visión se asemeja a los castillos de los cuentos de hadas entre la espesa vegetación de una colina.

Castillo de Kokorin

Castillo de Kokorin

El castillo data de mediados del siglo XIV. Las leyendas cuentan que durante un tiempo fue refugio de ladrones que sembraban el terror en la región atacando a los viajeros.

Castillo de Kokorin

Castillo de Kokorin

A finales del siglo XIX sólo quedaban las ruinas, que sin embargo comenzaron a atraer la atención de poetas y pintores del período romántico.

A raíz de esto, el empresario Václav Spacek, adquirió lo que quedaba del castillo y los alrededores y destinó una parte considerable de sus finanzas a su reconstrucción.

Durante los años del comunismo el castillo fue nacionalizado, pero los herederos de Spacek pudieron recobrarlo en 2006, después de una larga batalla judicial, y decidieron mantener el acceso al público, continuando la tradición familiar.

Encontraréis mucha más información en su página oficial: http://www.hrad-kokorin.cz/english/home.html

Melnik

A 32 km al norte de Praga, donde se encuentran los ríos Moldava y Elba, destaca un castillo en lo alto de una colina cubierta de viñedos; es el Castillo de Melnik, capital del vino de Bohemia. A pesar que la principal zona vinícola está en Moravia, en Bohemia también hay una producción significativa de vinos cuyo centro se encuentra en Mělník, que, con sus 160 hectáreas, posee la mayor superficie de viñas de la zona.

Melnik y el castillo

Melnik y el castillo

La principal atracción de la ciudad es el castillo y sus enormes bodegas. Junto al castillo se alza la vieja Iglesia de San Pedro y San Pablo y más allá la plaza principal, Mirú Namestí, entre cuyas coloridas fachadas destaca el Ayuntamiento.

Iglesia en Melnik

Iglesia en Melnik

En la segunda quincena de septiembre, la ciudad y la región celebran el comienzo de la época de recolección de las uvas con grandes festejos. Durante tres días, alrededor de 30 mil visitantes locales o turistas llenan la plaza principal, vestida de fiesta, donde se realizan representaciones históricas, bailes populares y, por supuesto, degustaciones. Las celebraciones culminan con una representación de la llegada del rey Carlos IV a la ciudad y fuegos artificiales.

Encontraréis más información sobre la ciudad y el castillo en sus páginas oficiales:


Cómo llegar hasta Melnik:
  • Lo más fácil es coger el autobús desde Praga (40 minutos).

Nelahozeves

Nelahozeves es una pequeña localidad situada a 30km al norte de Praga e íntimamente vinculada a dos importantes apellidos en la historia checa: Lobkowicz y Dvorák. El primero, perteneciente a una de las familias nobles más prestigiosas de la Bohemia; el segundo, al gran compositor checo que nació aquí en 1841.

Palacio de Nelahozeves

Palacio de Nelahozeves

Una de las visitas más interesantes que podéis realizar en este pueblo es el palacio de Nelahozeves, un palacio al estilo italiano que tardó 60 años en terminarse. El palacio permaneció siempre en manos de la familia Lobkowicz, excepto durante los años que duró el régimen comunista.

Palacio de Nelahozeves

Palacio de Nelahozeves

Lo más llamativo de este palacio es la fachada norte, que ha podido conservar unos bellos esgrafiados con figuras de la mitología clásica y escenas religiosas del Antiguo Testamento. El palacio de Nelahozeves alberga ahora una exhibición permanente llamada “Espacios Privados: Una familia noble en casa”, mostrando cómo vivieron durante generaciones los integrantes de la familia mediante diferentes decorados históricos en las habitaciones.

Los Lobkowicz se ocupan además de la realización del Festival Musical Dvorak, que desde 1993 tiene lugar todos los años entre abril y octubre. Se realizan numerosos conciertos, recordándose con especial cariño al hijo de la localidad, Antonin Dvorak.

Encontraréis más información en el sitio oficial de la familia Lobkowicz (www.lobkowicz.cz) y  en el de la ciudad: (www.nelahozeves.cz)

El castillo de Krivoklat

A tan sólo 30 km. al oeste de Praga existe un gran área boscosa de 628 km2 a ambos lados del río Berounka, declarada área de paisaje protegido por la UNESCO en 1978.  En el siglo XII el rey Otakar I decidió la construcción del primer castillo, que los sucesivos soberanos se ocuparon de agrandar y embellecer.

Castillo de Krivoklat

Castillo de Krivoklat

Muchas historias, algunas románticas y otras truculentas, guardan los viejos muros del castillo de Krivoklat. El entonces futuro emperador Carlos IV habría pasado parte de su infancia aquí, entre 1319 y 1323, adonde regresó ocho años después, ya casado con Blanca de Valois, para que naciera su primogénita, Margarita.

Castillo de Krivoklat

Castillo de Krivoklat

Durante el reinado de los Habsburgo, el castillo sirvió también como prisión. El obispo protestante Jan Augusta fue encarcelado allí en 1548, pasando los siguientes dieciséis años en la temida prisión de Krivoklat.

Las dependencias, dispuestas en torno a un gran patio, tienen como atractivos principales la restaurada capilla de la Santísima Trinidad, los salones reales con exhibiciones de pinturas y esculturas góticas y la biblioteca del castillo que guarda alrededor de 52 mil ejemplares. De sus tiempos como prisión se conservan las cámaras y elementos de tortura. En la gran torre se exhiben trofeos de caza y desde sus 42 metros de altura se pueden admirar los alrededores.

Poseedores de una atmósfera mágica y misteriosa, los bosques de Krivoklat han servido de inspiración a muchos escritores y cineastas. La versión de Tristán e Isolda del año 2006 fue, en parte, filmada en estos bosques checos. El Secreto de los hermanos Grimm, del año 2005, fue rodada en el castillo de Krivoklat y en Kutna Hora.

Para saber sobre los precios y los horarios visitad la página oficial: www.krivoklat.cz

Karlovy Vary

En caso de que queráis pasar un día de una manera muy agradable y ver uno de los balnearios checos más bellos, hacer un viaje a Karlovy Vary. En el camino se puede parar en Krusovice, el lugar donde se realiza la famosa cerveza y muestra el verdadero sabor del mágico líquido.

Karlovy Vary

Karlovy Vary

Karlovy Vary, también conocido como el spa del rey Carlos IV es famoso por sus 12 manantiales de aguas minerales curativas y destacó durante varios siglos como uno de los destinos más lujosos de personalidades políticas y culturales: Ludwig van Beethoven, Wolfgang Amadeus Mozart, Franz Kafka, Alfonso Mucha, Casanova. Se puede añadir que es visitado por la mayoría de las estrellas de cine que vienen al Festival Internacional de Cine que tiene lugar todos los veranos.

Karlovy Vary

Karlovy Vary


Lo que no tienes que perderte en Karlovy Vary:

Un paseo por las columnatas antiguas y modernas. Podrás ver personas que tienen tazas de porcelana rosa, parando en los manantiales y bebiendo el agua caliente. Incluso si tiene un sabor horrible y estando muy caliente, se dice que tienen propiedades curativas. La porcelana rosa de Karlovy Vary es famosa en todo el mundo. El manantial con más renombre es el Vřídlo – Sprudel, que lanza su agua curativa hasta una altura de 12 m.

Se puede subir a la Torre de Observación de Diana (hay un funicular que os lleva allí o se puede caminar hacia arriba a través del parque), desde donde se tiene una vista espléndida de la ciudad y los alrededores.

Karlovy Vary es la ciudad del Becherovka, el famoso licor checo a base de hierbas. La receta del Becherovka es en la República Checa algo así como la receta de la Coca Cola.

El viaje desde Praga a Karlovy Vary lleva alrededor de dos horas, si se va en autobús se tarda una media hora más. No se recomienda viajar el tren puesto que se tarda el doble de tiempo y es incluso un poco más caro.


Cómo llegar hasta Karlovy Vary:

Coged el autobús en la estación de autobuses de Florenc, que os deja en el mismo pueblo.

Aquí tenéis un mapa donde poder localizar la ciudad de Karlovy Vary:

Castillo de Konopiste

La visita a Konopiste os llevará alrededor de 4 horas, así que ya podéis iros  con un aperitivo y todo lo que podáis para conseguir llegar al mediodía.

Castillo de Konopiste

Castillo de Konopiste

El Castillo de Konopiste se asemeja mucho a los castillos franceses de la época gótica. Su historia se remonta a finales del siglo XIII y desde entonces ha sufrido muchas transformaciones. En 1887 se convierte en la casa del príncipe, Francisco Fernando d’Este, un amante de la caza y coleccionista de multitud de armas, muebles y tapices. Mucho tiempo después de su muerte en Sarajevo 1914, la residencia se ha convertido en una atracción turística y museo y ahora alberga un magnífico conjunto de colecciones de armas y de caza.

Castillo de Konopiste

Castillo de Konopiste

Konopiste es un gran lugar donde llevar a vuestros hijos. Estarán encantados de ver a los osos que viven en las puertas del castillo (al igual que en la Edad Media), el vivero de aves (hay un refugio para las aves que han sufrido accidentes y serían incapaces de sobrevivir solos en la naturaleza) y el juego en el gran jardín en frente del castillo.

Castillo de Konopiste

Castillo de Konopiste

Se recomienda hacer una reserva con antelación o bien optar por una visita guiada. El castillo está abierto de abril a octubre (parcialmente en noviembre) todos los días excepto los lunes (con pequeñas excepciones).

Si queréis obtener más información para visitarlo y reservar la visita, acceder a la página oficial del castillo para poder hacerlo: http://www.zamek-konopiste.cz/en/

Cesky Krumlov

Situado a 170 kilómetros de Praga, es uno de los pocos pueblos que todavía conserva su propio carácter medieval. Cesky Krumlov se encuentra ubicado en el encantador paisaje de Bohemia del Sur, en un recodo del río Vltava. La ciudad es conocida como la perla de Bohemia. Su centro histórico fue incluido en 1992 en la Lista de Patrimonio Mundial de la UNESCO.

Cesky Krumlov

Cesky Krumlov

La ciudad está dominada por dos edificios de gran valor cultural: el castillo y la iglesia gótica de San Vito. El castillo es mitad fortaleza medieval, mitad castillo y se encuentra magníficamente situado en un acantilado desde el cual se domina toda la ciudad, siendo el segundo más grande de la República Checa (después del Castillo de Praga). El castillo alberga una rica colección de muebles de la época, tapices flamencos, armas históricas y una galería de cuadros. Hay que ver el interior de este espléndido castillo, así como el casco antiguo con sus calles románticas y sus casas medievales. El castillo actual fue construido alrededor de un castillo del siglo XIII con elementos góticos, renacentistas y barrocos. Las visitas guiadas incluyen una visita a la sala de las máscaras y el salón de baile pintado en 1748.

Cesky Krumlov

Cesky Krumlov

Las casas de los Latrán, la zona que rodea el castillo, fueron ocupadas originalmente por los funcionarios y los escribas de la corte. Los edificios de esta zona incluyen un monasterio del siglo XIV y la cervecería Eggenberg, que todavía hace sus entregas a caballo y en carreta. Debajo del castillo está el antiguo hospicio medieval y la Iglesia de San Jost, hoy convertida en apartamentos privados.

Cesky Krumlov

Cesky Krumlov

Cesky Krumlov ofrece una gran variedad de festivales de música durante todo el año: el Festival de Música de Cámara, el Festival de Música Antigua, el Festival de Jazz y el gran Festival Internacional de Música. Los amantes de la ópera y el ballet pueden disfrutar de actuaciones al aire libre en los jardines del Castillo.

Cesky Krumlov

Cesky Krumlov

Otro lugar que vale la pena visitar es el Museo de Cera de Cesky Krumlov.


Horarios de apertura del Castillo:
  • Abril – Mayo y Septiembre – Octubre: de martes a domingo, de 9:00 a 12:00 y de 13:00 a 16:00
  • Julio y Agosto: de martes a domingo, de 9:00 a 12:00 y de 13:00 a 17:00

Horarios de apertura de la Torre:

  • Abril – Octubre: de martes a domingo, de 9:00 a 21:00

Cómo llegar hasta Cesky Krumlov:

Hay varias compaňías de autobuses que ofrecen el trayecto directo a Cesky Krumlov desde Praga, como STUDENT AGENCYo ČSAD AUTOBUSY. El viaje dura aproximadamente entre 3 y 3,5 horas.

Castillo Karlstejn

Otra excursión que ronda las 4 horas es el Castillo de Karlstejn, situado a unos 35 km al sudoeste de Praga, a 16 km al sureste de Beroun.

Castillo Karlstejn

Castillo Karlstejn

Su historia de más de 600 años está relacionada con el más querido y reconocido rey checo y emperador romano Carlos IV, quien construyó el lugar por temor a que la plaga podría amenazar Praga. Se utiliza para mantener allí las joyas de coronación y decoró el palacio en el fabuloso estilo de la época. Hoy en día el castillo alberga la mayor colección de mundos de pinturas sobre tabla del Maestro Teodorico, la mayor galería de retratos de los soberanos checos en el país y la réplica de la Corona de los reyes checos.

Castillo Karlstejn

Castillo Karlstejn

No se puede reservar la visita en el mismo castillo. El precio de reserva es de 20, – coronas checas por persona para el I Tour y 30, – coronas checas por persona para el II Tour.

Si queréis obtener más información para visitarlo y reservar la visita, acceder a la página oficial del castillo para poder hacerlo: http://www.hradkarlstejn.cz/home1/